• Autonomía e independencia de Poderes causan alergia al régimen

    Desde la Unidad el rechazo fue contundente ante el llamado a Sala Plena del máximo tribunal para evaluar posible antejuicio de mérito de la Fiscal General de la República.

    Así lo manifestó el Diputado y Jefe de la Fracción Parlamentaria, Stalin González, quien publicó vía twitter: “nuevamente el TSJ actúa de espaldas a la Constitución y al Pueblo”, puntualizando que la separación de los Poderes Públicos de la ideología política del partido de gobierno “le causa alergia al régimen”

    Escribió en sus redes sociales que mientras los magistrados están “del lado de la delincuencia, encubriendo los abusos y excesos de los cuerpos de seguridad sobre las protestas pacíficas, o protegiendo a los que se roban el dinero de la comida y las medicinas, el Ministerio Público se sumó a la lucha de los venezolanos  por el rescate de nuestro país”.

    El parlamentario les preguntó a los magistrados a ver si pueden responderle a Venezuela y el mundo “cuántos casos de violaciones de DDHH y abusos policiales reposan hoy en las gavetas del TSJ sin sentencia”.

    Asimismo González reiteró en su mensaje que “esta lucha es para restablecer la institucionalidad del país, defender la democracia, la vigencia de la Constitución y recuperar nuestra libertad. Es una lucha que nos pertenece a todos”.

    Añadió además que una actuación apegada a derecho para hacer justicia como lo ha solicitado La Fiscal, “no puede ser tildada de insania mental”, dejando claro que “el Ministerio Público es un órgano constitucional que goza de la autonomía necesaria para denunciar lo que hoy ocurre en Venezuela”.

    Finalmente el Diputado explicó que ante la grave situación vivida en el país, “el Ministerio Público solo hizo lo que tenía que hacer: intervenir en la recuperación del país”.

  • El pueblo no quiere Constituyente quiere comida, medicina y seguridad

    Seguimos en la Calle” fue la frase que acompañó a los Diputados Stalin González, José Manuel Olivares y Cesar Alonso, ayer sábado en su recorrido por el Estado Vargas, donde llevaron puerta a puerta los argumentos necesarios para que el pueblo condene y se oponga a la Asamblea Nacional Constituyente.

    Desde San Antonio de Naiguatá, el Jefe de la Fracción Parlamentaria de la Unidad, Stalin González, aseguró que durante su visita casa por casa “el clamor común de los guaireños fue comida, medicina y seguridad, reportando que además del agua, el gas ahora pasó a formar parte de los servicios básicos de mayor escasez en el estado”.

    En el lugar el Diputado explicó, a la gran mayoría que abrió sus puertas, que una ANC “fundamentada en los principios constitucionales permitiría la participación popular tal y como sucedió en el 99. Los venezolanos votaríamos de manera directa, secreta y universal por un Sí o un No a la Constituyente; pero el viciado proceso que viene impuesto desde Miraflores y avalado por un CNE cómplice, se convirtió en un fraude al negarnos ese derecho a elegir”.

    De esta manera González advirtió al gobierno que “no podrán engañar a los venezolanos con una oferta poco transparente, que está de espalda a la gente y que busca solo darles un cheque en blanco a los únicos responsables del desabastecimiento y los altos niveles de inseguridad que hoy vivimos”.

    Indicó el Diputado que mientras escuchaban a los varguenses repetir “NO” a la Constituyente y exigir un mejor futuro, se sentía más seguro que nunca de estar en el camino correcto por la defensa y vigencia de la Constitución. “Ésta lucha no es un capricho, es una lucha por el restablecimiento de la institucionalidad, la democracia y la libertad de Venezuela”, puntualizó.

    González reiteró que “la Constituyente no es la solución de la crisis que ellos mismos generaron; y si Maduro sigue en su plan de avanzar en su fraude constitucional, que además es rechazado por nueve de cada diez venezolano, nosotros nos mantendremos en las calles, renovando e intensificando, el tiempo que sea necesario, los mecanismos pacíficos de las protestas, alzando la voz por un país mejor y lleno de oportunidades”.

    Finalmente el Parlamentario recordó que “la buena política es aquella que resuelve los problemas de la sociedad, más no el problema individual de quien sólo desea mantener el poder. El llamado es a parar ya esa locura llamada Constituyente que no abastecerá los anaqueles, no dotará los hospitales ni creara planes efectivos de seguridad que tanto necesitamos los venezolanos”.

  • Represión violenta no disolverá las ansias de libertad del pueblo

    Pese a las constantes amenazas del oficialismo, el oeste de la ciudad ha permanecido activo durante los más de 70 días de protesta, siendo el Paraíso una de las parroquias más incansable en la lucha por la defensa de la democracia, situación que llevó al gobierno a ejecutar un operativo militar la noche del pasado martes que terminó con allanamientos ilegales a varias residencias y la detención de jóvenes a los que hoy acusan de “terrorista”.

    Ante los hechos varios diputados se hicieron presente este miércoles en las Residencias Los Verdes del Paraíso, fuertemente atacada por efectivos de la guardia nacional. Entre ellos, Stalin González, Jefe de la Fracción Parlamentaria de la Unidad, quien desde el lugar declaró que el escenario generado por esos funcionarios demuestran el nivel de “vandalismo con la que actúa el gobierno, violentado el derecho constitucional a la propiedad privada e irrumpiendo de manera violenta acarreando destrozos de rejas de seguridad, ascensores y escaleras, además de embestidas contra animales indefensos”.

    Manifestó su profundo rechazó a la ejecución cada vez más consecutivas de allanamiento y aprensiones sin la debida orden judicial, donde “los más afectados son jóvenes, entre ellos menores de edad, venezolanos, que el único delito que pueden haber cometido es reclamar un mejor país, una mejor calidad de vida”.

    Denunció que durante el llamado “operativo contra el terrorismo” detuvieron al menos 23 personas, destruyeron más de 85 vehículos y hay evidencia de varios apartamentos violentados; advirtió además que “este tipo de acciones solo provoca en la gente mayor indignación y mucha más fuerza para continuar luchando contra el régimen de Maduro, contra una constituyente fraudulenta y contra quienes han apoyado este golpe de estado continuado”.

    González se refirió al Ministro Reverol para que actúe con la misma celeridad con la que procede al resultar herido un funcionario de la GNB, “cuando son asesinados, perseguidos, aprendidos, heridos y torturados los manifestantes que por más de dos meses han permanecido en las calles exigiendo seguridad alimentaria, medicina y auxilio ante los niveles de inseguridad que azotan el país”. Aseguró que “con represión no lograrán detener las protestas porque no llenaran anaqueles, no dotarán hospitales, ni acabarán con la inseguridad”.

    Para el Parlamentario los ataques sufrido en Los Verdes del Paraíso son una muestra más de que el gobierno le da la espalda al pueblo y que su único camino es perpetuarse en el poder, por lo que le hizo un llamado de conciencia a los funcionarios del orden público: “Policías y Guardias Nacionales hasta cuándo van a dejar que unos pocos sigan comandando atrocidades como estas ejecutadas anoche a las Residencias Los Verdes. Dónde queda el pueblo”, finalizó.

  • Stalin González: Defenderemos la Constitución en la Calle, en la AN y adhiriéndonos al Recurso de Nulidad de la Fiscal

    Llamamos a todo el pueblo venezolanos a seguir dando la lucha desde cada uno de los escenarios posible; la calle, la Asamblea Nacional, ahora la Sala Electoral del TSJ, donde la Fiscal General de la República interpuso un Recurso de Nulidad de la Constituyente y al cual debemos adherirnos. Debemos hacer uso de este derecho y acompañar a que ese fraude constitucional no siga adelante”.

    Así lo declaró el Jefe de la Bancada Parlamentaria de la Unidad, Diputado Stalin González, añadiendo que “así como más del 90% de los venezolanos, hoy la Fiscal direcciona sus acciones para hacer respetar la Constitución Nacional, convocando a rechazar una Constituyente que le da la espalda al pueblo”.

    González explicó que los venezolanos “no podemos permitir que se derogue nuestra Constitución de la manera fraudulenta como el CNE y un grupo de pequeños magistrados cómplices de éste golpe de estado continuado intentan hacer”.

    Para el Parlamentario el anuncio de la ANC pareciera ser “un aviso de guerra, pues Maduro cada vez que habla de la Constituyente advierte que desea acabar con la Asamblea Nacional, acabar ahora con la Fiscal y con cada uno de los Poderes Públicos y/o venezolanos que disientan de su manera de mal gobernar nuestro país, queriendo desaparecer los derechos de los venezolanos expresos en la Constitución”.

    También informó que este jueves fue notificado el Ministro Néstor Reverol del Voto de Censura ejecutado desde la Asamblea Nacional, con el cual queda destituido de su cargo para seguir comandando en “contra del pueblo” a las fuerzas de seguridad del Estado.

    “Con todos los argumentos disponiles, con las pruebas en mano sobre las últimas represiones violentas, persecuciones y actuaciones poco éticas de la Guardia Nacional Bolivariana; así como el aumento de la inseguridad en el país pese a los más de veinte (20) planes de seguridad del Estado, la Asamblea Nacional ya notificó a Reverol que debe abandonar su cargo, por lo que informo a los funcionarios que se encontraban bajo su mando en el Ministerio de Interior, Justicia y Paz, que ya no deben seguir las órdenes de este señor”, puntualizó.

    Finalmente indicó que acompañaran el día de hoy la marcha estudiantil convocada hacia CONATEL donde exigirán el cese a la censura de lo que ocurre en el país. Igualmente invitó a los caraqueños acompañar la movilización prevista para el sábado 10 que confluirá en una concentración en la avenida Victoria de la capital, llamando al pueblo a estar atentos este viernes de los puntos de salida tanto del Este como del Oeste que se indicarán desde la Mesa de la Unidad.

  • Venezuela no está sola el mundo nos acompaña

    El Jefe de la Fracción Parlamentaria de la Unidad, Diputado Stalin González, afirmó este miércoles que en el mundo ya se conoce la grave situación que se vive en Venezuela y que “no es un conflicto entre oposición y gobierno, sino la lucha entre la libertad y la opresión; entre la democracia y la dictadura. Una lucha de la mayoría del pueblo venezolano contra un régimen que quiere limitar las libertades”.

     

    Así lo señaló el Parlamentario venezolano desde Bruselas, tras un contacto telefónico en horas de la mañana con el periodista de Unión Radio, Eduardo Yolitti.

     

    González aseveró que durante el encuentro de la Comisión venezolana con representantes del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, Presidente de la EuroCámara, extendió su apoyo a los venezolanos, dejando claro que “la Asamblea Nacional Constituyente es un golpe de estado y atenta contra los principios democráticos”.

     

    Explicó además que desde el mes de abril, la Eurocámara aprobó una resolución donde se demanda el respeto a los poderes de la Asamblea Nacional Venezolana, un cronograma electoral claro y el fin de la represión en nuestro país. “Lo que quiere decir que no estamos solo”, puntualizó.

     

    El Parlamentario venezolano también informó que el pasado martes fueron recibidos por el Cardenal Pietro Parolin, en la Santa Sede del Vaticano, “donde expusimos la realidad a la que nos enfrentamos en un país donde no se garantiza el derecho a la vida”.

     

    Declaró González que la Santa Sede tiene conocimiento que “las protestas en el país son protagonizadas por un pueblo que pasa trabajo y busca respeto a la Constitución. Tenemos confianza en que desde el Vaticano se desea una pronta solución a la crisis y a los padecimientos de todos los venezolanos”.

     

    El Diputado anunció que para mañana tienen previsto una reunión con el Parlamento Español, manifestando que “así como en Venezuela salimos todos los días a librar esta lucha por la democracia y la libertad, en el mundo también hemos conseguido apoyo; aliados que entiende la situación y la preocupación de cada uno de los venezolanos que hoy estamos en las calles forjando esta lucha para vivir mejor”.

  • Todos contra la ANC

    En estos últimos días hemos tenido la oportunidad de observar como poco a poco cada día más voces alzan su protesta en contra del mamotreto de Asamblea Nacional Constituyente, que desde este gobierno autoritario se quiere montar para quitarle cada vez más derechos a los venezolanos.
    Vemos muchas voces disidentes entre los que alguna vez creyeron que este gobierno era democrático, personas que ocuparon cargos de ministros, alcaldes, gobernadores, o defensores del pueblo, yo todas ellas coinciden el que las actuaciones del Presidente y su combo, restringen, limitan y cercenan derechos que progresivamente hemos adquirido como sociedad.
    Pero también vemos posiciones mucho más allá de nuestras fronteras. Hemos asistido al Vaticano donde hemos escuchado la alta preocupación por los eventos en Venezuela, hemos visto como el Parlamento Europeo y el gobierno español señalan su preocupación de lo poco democrático que resulta la actuación del gobierno. Asimismo, en la reunión de cancilleres de la Organización de Estados Americanos, vemos que hay un consenso en condenar la forma como ha sido presentada la ANC por ser poco democrática, excluyente, y alejarse de los principios fundamentales de la democracia como valor.

    Y es que todos los venezolanos nos hemos dado cuenta que esta es sólo una patraña para que unos pocos puedan quedarse con el poder y con sus mafias de corrupción que nos tienen metidos en la peor crisis económica y social de nuestros tiempos. Justifican sus actuaciones en el nombre del pueblo, pero sólo lo hacen para enriquecerse cada día más.
    La única manera posible de frenar esta locura que sólo nos ofrece lanzarnos por un barranco y perder todos nuestros derechos, nuestras libertades, nuestra democracia y nuestro país, es saliendo todos a la calle y alzar nuestra protesta pacífica para detener este atropello.

  • Garantías sociales

    Cada día vemos como el proceso llevado por este gobierno nos va afectando a todos y nos va restringiendo lo que por derecho nos corresponde, no solo derechos civiles como la participación mediante elecciones, derecho a la propiedad, sino también derechos fundamentales como el derecho a la vida y a la libertad.

    LA garantía de los derechos en una sociedad son los que están establecidos en la Constitución y en las leyes, esas son nuestras reglas de juego, estas garantías nos permite tener la certeza de saber cuales son nuestros derechos y deberes como ciudadanos, y cuales son las responsabilidades y los límites que debe tener todo gobierno en el ejercicio de sus administraciones.

    Ahora vemos como Maduro y todo su séquito tratan de arrebatar estos derechos, saltando las reglas de juego, y, sabiéndose perdedores, tratan de borrar las leyes y crear un sistema que solo les favorezca y que les permita aferrarse en el poder, sin la menor vergüenza de tener el peor gobierno de la historia moderna de Venezuela.

    Pero para eso existe la democracia, para eso existen instituciones que hagan cumplir las reglas de juego y para eso existe el Estado de derecho, que haga que las normas garanticen un sistema justo y equilibrado para todos. Esas son nuestras garantías sociales.

    La democracia nos regala certidumbre, nos ofrece derechos y garantías al debido proceso, a ser juzgado por nuestros tribunales naturales, a manifestar pacíficamente, sin temor a ser detenidos injustamente o mucho peor, a ser reprimidos y asesinados.

    Nuestro ejemplo, nuestra divisa debe ser el respeto a estas garantías que tanto exigimos. Rechazamos rotundamente que civiles sean procesados por tribunales militares, así como rechazamos que civiles armados repriman y amenacen a las manifestaciones pacíficas. La Constitución nos ofrece garantías y está en nosotros hacer que esas garantías sean cumplidas por todos y para todos. 

     

  • Las protestas en Venezuela seguirán hasta recuperar la democracia y nuestro futuro

     

    CARACAS — “La generación dormida”. Esa era la forma en la que se solía hablar de nosotros. Con nosotros nos referimos a aquellos que nacimos a fines de los años 80, durante la decadencia de la democracia en Venezuela. Para nuestra generación, la idea de un país pujante solo era una referencia de los libros. Desde que éramos niños nuestra realidad ha sido la de un país plagado de corrupción, delincuencia y desigualdad.

    Hugo Chávez llegó al poder a fines de los años 90, en medio de un clima antipolítico, con una promesa de cambio. Vivimos nuestra adolescencia en medio de la polarización entre quienes lo adversaban y quienes lo apoyaban. Unos no reconocían los errores del pasado; los otros se empeñaban en dividir a los venezolanos.

    En el año 2006, la Revolución bolivariana obtuvo su mayor victoria electoral hasta hoy. El debate político parecía arrojar un claro ganador. Chávez se sentía tan fuerte que la recién aprobada constitución se le volvía una camisa de fuerza. A finales de ese año, en una demostración de autoritarismo, ordenó cerrar Radio Caracas Televisión, la estación de televisión más importante del país, y convocó un referendo para reformar la constitución.

    Con el entendido de que bajo ese escenario los jóvenes no teníamos futuro, miles de estudiantes salimos a las calles de todo el país. No hablábamos de izquierda ni de derecha, levantamos las banderas de la libertad, la democracia y la reconciliación nacional. Nos organizamos en movimientos y alianzas estudiantiles nacionales y actuamos con una fuerza tal que logramos llenar el vacío que había en la conducción política del país. Fue así como en diciembre de 2007, Chávez fue derrotado electoralmente por primera vez.

    Diez años después del despertar de nuestra generación, llegó el momento de escribir un nuevo capítulo en nuestra historia: el capítulo en el que los venezolanos vencemos de manera definitiva a la dictadura e iniciamos el camino de la reconstrucción nacional.

    Muchos de los que fuimos parte del movimiento estudiantil en 2007 llegamos a la Asamblea Nacional en las elecciones de 2015, apoyados por los votos que millones de venezolanos le dieron a la oposición. Ese resultado mostró que Venezuela ya no está dividida entre oficialistas y opositores, sino entre una gran mayoría que quiere cambio (80 por ciento según las encuestas más respetadas del país) y una cúpula corrupta y privilegiada que se aferra al poder. Esa mayoría está en las calles de Venezuela protestando el golpe de Estado del gobierno chavista contra una Asamblea Nacional democráticamente electa.

    Diez años después del despertar de nuestra generación, llegó el momento de escribir un nuevo capítulo en nuestra historia: el capítulo en el que los venezolanos vencemos de manera definitiva a la dictadura.
    Otras cosas también han cambiado. La comunidad internacional sabe que en Venezuela no hay democracia. Así lo han expresado la mayoría de los países de la región en la Organización de los Estados Americanos (OEA). Y no hay democracia porque no existe separación de poderes, hay más de cien presos políticos, miles de perseguidos por pensar distinto y un gobierno que se niega a realizar las elecciones consagradas en la constitución.

    Sin embargo, la mayor diferencia entre la Venezuela del año 2007 y la de 2017 es la situación en la que se encuentran la mayoría de los venezolanos. Nicolás Maduro ha hundido al país en la peor crisis económica de su historia. A pesar de que el Banco Central de Venezuela ha dejado de publicar los datos económicos, organizaciones como el Fondo Monetario Internacional estiman que la inflación de este año será de 720,5 por ciento y en 2018 se ubicará en 2068,5 por ciento; además el porcentaje de pobreza pasó del 48 al 81,8 por ciento. Hoy cuatro de cada diez venezolanos no comen tres veces al día.

    Por primera vez en mucho tiempo han aparecido fracturas internas en en el chavismo. Personas que durante años fueron miembros de confianza del tren ejecutivo de Chávez, como Jorge Giordani y Héctor Navarro, han elevado su voz de protesta. Movimientos sociales de izquierda como Marea Socialista han hecho lo propio. Más recientemente, la fiscal general declaró que en Venezuela se había roto el orden constitucional.

    Quienes llegaron prometiendo socialismo e igualdad, hoy son ejemplo de un totalitarismo represor, que, ante la posibilidad de perder sus privilegios, utilizan cualquier treta que les permita aferrarse al poder. Hasta el momento han sido detenidas más de 1200 personas y 29 fallecieron en las manifestaciones durante el mes de abril y mayo. La represión y la violencia proviene no solamente de los organismos de seguridad del Estado, sino también de grupos armados y protegidos por el gobierno.

    El 1 de mayo, el presidente Maduro, como reacción a la ola de protestas, anunció que convocará a una constituyente comunal para cambiar la constitución de 1999 y legitimarse. Se trata de otro golpe del gobierno contra lo que queda de democracia. No solo eso, su movida busca abolir el derecho al voto universal, directo y secreto conquistado por los venezolanos tras décadas de opresión. Este giro, junto con el retiro de Venezuela de la OEA, confirma la dirección dictatorial tomada por el gobierno chavista.

    Nuestra respuesta: hace diez años vencimos a la reforma constitucional que pretendía instaurar una dictadura moldeada a la cubana. Pese a la represión, nos mantendremos movilizados pacíficamente hasta restablecer el orden constitucional en Venezuela y que se anuncie un calendario electoral. Este debe incluir las fechas de las elecciones regionales correspondientes a 2016 y de una elección presidencial anticipada en 2017, para recuperar de manera democrática, justa y libre nuestro futuro.

    Exigimos la restitución de las funciones constitucionales de la Asamblea Nacional que han sido usurpadas por el Poder Judicial; libertad de todos los presos políticos y apertura de un canal humanitario para que puedan entrar al país alimentos y medicinas. La constitución garantiza el derecho a todas estas demandas.

    Nuestra lucha es por un futuro de progreso para todos los venezolanos.

  • Vamos a la Asamblea Nacional donde reside la soberanía

    (Redacción A Todo Momento) – El diputado Stalin González denunció este miércoles desde la plaza Altamira las intenciones del Gobierno de generar violencia tras los recientes anuncios de convocar una Constituyente Popular e indicó la ruta de la movilización opositora

    “Los venezolanos queremos elecciones mientras el Gobierno nos lleva al camino de la violencia. Este gobierno quiere seguir gobernando fuera de la Constitución y así nos seguirán encontrando en la calle”, dijo.

    González anunció desde el lugar que las personas se dirigirían al distribuidor Altamira en la autopista Francisco Fajardo para de allí marchar juntos con los diputados al Palacio Federal Legislativo, sede de la Asamblea Nacional, “es una lucha organizada y de resistencia liderizada por los diputados de la Asamblea Nacional y respaldada con el Movimiento Estudiantil. Tenemos que seguir en las calles”.

  • Fuerte represión en El Paraíso

    Desde el Puente 9 de Diciembre en el Paraíso, el Diputado y Jefe de la Fracción Parlamentaria de la Unidad, Stalin González, informa fuerte represión por parte de los piquetes de las Fuerzas de Orden Público del gobierno, sin embargo, anunció que continúan en las calles en defensa de la libertad.

    Aseveró que “no pueden detener a la gente que bajó desde sus casas en el municipio Libertador para protestar en contra de este Golpe de Estado y en rechazo de la inconstitucionalidad con la que actúa el gobierno nacional”.

    González agregó que “el gobierno demuestra su miedo tras la práctica de la violencia a través de la Guardia Nacional, la Policía y grupos o colectivos represores contra el pueblo”.

    Reiteró que “la protesta es un derecho constitucional de los ciudadanos y hoy, pese a las bombas, las balas, la represión y la violencia, el Municipio Libertador seguirá en las calles, porque Caracas no le pertenece a un grupito, a un color político; Caracas es de todos”.

    Informó que buscarán la manera de poder llegar al destino final de la movilización que es la Defensoría del Pueblo. “Si nos cierran una vía, buscaremos la otra; no podrán detener a un pueblo cansado de tanta ineficiencia. Continuaremos pacíficamente en resistencia”.

Page 1 of 3312345...102030...Last »